Etiquetas

Seguidores

Exposición de motivos

Este blog no contiene ningún tipo de fichero; todo está alojado en servidores, Blogs y páginas Web ajenos a esta página; sólo actúo como intermediario, ofreciendo sus enlaces a mis usuarios, colaboradores y seguidores.

domingo, 20 de enero de 2013

100 arias de ópera que llevo en el coche-Soave sia il vento” de la ópera Così fan tutte de Mozart

Hoy volvemos con mí admirado, genial e inigualable Mozart y con una de sus más conocidas operas.
Così fan tutte, en español-así hacen todas o la escuela de los amantes. Così fan tutte es una ópera bufa en dos actos, fue el último resultado de la fecunda colaboración entre Mozart y Lorenzo da Ponte, que diera vida solamente a tres óperas, pero que fueron de lo mejor de la creación mozartiana: Le Nozze di Figaro, Don Giovanni y Così fan tutte. Se estrenó el 26 de enero de 1790 en el Teatro de la Corte de Viena. Lleva el número KV 588 del Catálogo Köchel de la obra de Mozart.
Musicalmente hablando, los críticos destacan la simetría de Così: dos actos, tres hombres y tres mujeres, dos parejas, dos personajes al extremo (Don Alfonso y Despina), prácticamente el mismo número de arias para todos los solistas. Para otros, la simetría era un valor propio de la ópera italiana del siglo XVIII y por tanto poco destacable. Todos coinciden en destacar la abundancia de partes dedicadas a los conjuntos: fuera de los finales, Mozart compuso seis dúos, cinco tríos, un cuarteto, dos quintentos y tres sextetos.
La historia en la que se basa el argumento es sencilla. Dos amigos, Ferrando y Guglielmo son retados por el viejo filósofo Don Alfonso a una apuesta que pone sobre el tapete la fidelidad de sus prometidas, Fiordiligi y Dorabella. De los muchos y maravillosos pasajes de esta obra hoy quiero destacar el trío “Soave sia il vento una forma hermosa de despedirse, insinuante, evocador, sensual, irónico, deslumbrante la idea de música infinita que sugiere, con esa ondulación de las cuerdas que Mozart detiene porque quiere, pero que podría haber seguido indefinidamente (como el mar) y donde  Mozart consígue lo más difícil, poner en su música una suave brisa. Si hubiera que extraer una única pieza de esta ópera, para mi sería necesariamente esta. En cerrada disputa con el quinteto que le precede. Inigualable Mozart cuando hace cantar las voces femeninas al unísono. Otro milagro es el duettino de Las Bodas, Che Soave Zeffiretto. Información extraída de los enlaces añadidos.
Ahora os dejo con esta versión, una de las cientos que circulan por la red, que ilustra bien este trio y recordad: "Que sea suave el viento, tranquilas las olas, y que todos los elementos benignos respondan a nuestros deseos"

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...